tarta de coco

Una forma sencilla de aprender a hacer tarta de coco

La tarta de coco resulta una manera muy original, de ofrecer un  rico postre cuando quieres resaltar tu buen gusto por el dulce y hacerlo saber a todos tus familiares. Obséquiales el mejor sabor a tus amigos, bajo la calidad y naturalidad del coco hecho tarta. ¡Les encantará!

¿Qué necesitarás?

Para el bizcocho:

  • 100 gramos de azúcar
  • 1 huevo
  • 100 gramos de manteca
  • 200 gramos de harina leudante

Para el Relleno

  • 250 gramos de leche repostera

Para la cobertura

  • 150 gramos de coco rallado natural o empacado
  • 100 gramos de azúcar
  • 1 huevo

Preparación de la tarta de coco

Empieza a preparar la que se convertirá en tu receta favorita, uniendo la manteca con los 100 gramos de azúcar, integrando bien ambos elementos hasta que se forme una pasta bien homogénea.

Ve agregando el huevo y sigue removiendo, de forma que se mantenga una mezcla bien integrada.

Incorpora la harina leudante sin dejar de revolver, pues al hacerlo inmediatamente evitarás que se formen grumos.

Una vez que has mezclado bien, obtendrás una masa cremosa y grasosa al mismo tiempo. Así en esa consistencia, la llevarás a la heladera, reservando durante un tiempo de 20 minutos.

En un recipiente aparte, ve preparando la cobertura con 100 gramos de azúcar más el huevo, añade poco a poco el coco rallado.

Precalienta el horno a una temperatura de 180 grados.

Retira la masa de la heladera y estírala directamente sobre un molde para tarta. Evita enmantecar el molde, pero sí espolvorea con harina leudante, siempre tratando de no utilizar mucho los dedos sino la palma de tus manos.

Coloca el dulce de leche en la tarta hasta cubrir toda la superficie. Vuelca la mezcla que has preparado con coco, azúcar y huevo y espárcela bien por toda la tarta.

Por último, lleva al horno durante 30 minutos, hasta que consigas tener la ralladura de coco dorada, si no la quieres así déjalo 3 minutos menos.

Deja que se enfríe y parte los trozos para compartir la tarta de coco con toda tu familia.

Nota: La maizena, puede suplantar a la harina leudante, pero en este caso se debe aplicar una cucharadita de polvo royal.

Aprende mucho más simple con el siguiente video, donde verás cada uno de los pasos